En el último número de V Magazine, la cantante Ke$ha hace unas declaraciones que pueden parecer algo tópicas, pero sobre las que merece reflexionar: “Nunca fui la chica molona en el instituto. No estaba buena. Nunca fui popular. Pero no tienes que ser perfecto ni rico para tener éxito”. Lo dice, claro, por los tropecientosmil discos que ha vendido, de los que el mayor éxito sigue siendo el famoso “Tik Tok”. Aunque parezca un mensaje positivo para la juventud (“No importa que no seáis los más guays del insti, en el futuro podréis tener muchísimo éxito, fijáos en mí”), en realidad es bastante peligroso, ya que se dirige la futura felicidad de los chavales al éxito, a las cifras de venta, a producir para la sociedad de consumo, a reformarse en “estrellas populares para el consumo de masas”, cuando el mensaje debería ser este: “Nunca fui la chica molona en el instituto. No estaba buena. Nunca fui popular. Pero no tienes que ser perfecto ni rico para tener éxito SER FELIZ”.

Lejos de mi intención culpar a Ke$ha de estas declaraciones y de esta equiparación éxito = felicidad. Esta asunción no es más que un acto reflejo, casi algo que ya hemos asumido como verdad universal. Hoy en día, se prepara a los jóvenes para triunfar, para competir, para estar más formados que los demás, para ofrecer más y mejor que el resto. Nada se dice, o se hace, por prepararlos para, simplemente, ser felices. También es cierto que se puede ser feliz a través del “triunfo”, cualquiera que ese sea para uno mismo. Pero me temo que Ke$ha no se refiere a la realización personal, a encontrar el amor, a tener un trabajo que te enriquezca o a crecer interiormente, sino que habla de “éxito” en términos comerciales, discos vendidos, salir en las revistas, estar en la pomada, en definitiva. ¿Debe ser ese el destino, el éxito, el triunfo? Yo creo que no. Y acabando con declaraciones como las de Ke$ha se conseguiría promover ese otro objetivo.

Anuncios

3 Comentarios »

  1. Bueno, si hay algo que está claro sobre Ke$ha es que no es ningún cerebro con patas. La verdad que me importa bastante poco lo que opine o deje de opinar. Al final el éxito es estar feliz con tu vida. Para algunos eso es estar rodeado de seres queridos y tener salud, para otros es medrar en el trabajo y ganar mucho dinero, y para otros es salir en la Cuore con una braga faja y un arggg y salir en las revistas por intentar copiar (mal) la estética estrafalaria de Lady Gaga. Dicho esto, a mí la canción que me gusta de esta mujer es Your love is my drug…No encuentro que cante mal, pero tampoco especialmente bien, y además su voz me resulta cargante.

    • Sí, la opinión de Ke$ha no es que sea una de esas de las de “prestémosle toda nuestra atención”, pero supongo que estará en las paredes de muchos o muchas teenagers… así que podría decir cosas en público en esa línea positiva, pero un poquito más enfocada a la felicidad personal que al “éxito”.

      Your love is my drug mola! jajaja. Su disco es muy divertido, y su temazo con The Beek me puede. Pero no creo que dure mucho más tiempo en la pomada, la verdad.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s